agroecología

Carta por una soberanía alimentaria

Trabajar por la soberanía alimentaria y la agroecología y participar en el diálogo social para la creación de propuestas municipalistas concretas que lo hagan posible. Con estos dos objetivos caminan desde hace varios meses las entidades verdes de Tangente  (Altekio, Cyclos, Garúa, Germinando y Heliconia), a partir de diferentes propuestas y en red con otros tantos actores sociales, ciudadanos, económicos y políticos. Para que la economía social y solidaria esté al servicio de un sistema de desarrollo y de alimentación justo y sostenible.

“Desde la Red de Economía Alternativa y Solidaria (REAS) se vio interesante que durante el I Congreso Internacional de Economía Social y Solidaria celebrado en Zaragoza en noviembre se buscara un acercamiento con equipos y redes que abordaran la economía social desde otros paradigmas, como el de la soberanía alimentaria. Así que se invitó a entidades que trabajan este ámbito con el objetivo de generar propuestas concretas y realizables para incidir en políticas municipales a nivel estatal”. Son palabras de Carolina Yacamán, socia de Heliconia y coordinadora de la mesa de trabajo que durante el congreso reunió a entidades, redes, agentes políticos y agentes sociales en torno a la soberanía alimentaria.

De la mesa de trabajo, en la que también participaron todas las entidades verdes de Tangente, salió la “Carta por una soberanía alimentaria en nuestros municipios”, que actualmente cuenta con más de 60 adhesiones. Un documento vivo que ya se ha traducido a cinco idiomas y está sirviendo como base para promover la reflexión, el debate y generar propuestas concretas a nivel estatal. La apuesta de Tangente en este espacio es clara: “Estamos ahí porque ya desarrollamos muchos proyectos en esta materia a nivel local y regional y pensamos que debemos de estar presentes en propuestas más pragmáticas. Con nuestro conocimiento técnico y nuestra experiencia podemos seguir construyendo políticas municipales transformadoras”, argumenta Yacamán.

De manera paralela nos encontramos con Madrid Agroecológico. Se trata de “un grupo de trabajo amplio de agentes que tienen relación con la agroecología dentro de Comunidad Autónoma de Madrid, cuyo objetivo es identificar los problemas del sector a nivel autonómico y generar propuestas políticas”, resume Julia del Valle, socia de la cooperativa Germinando. Esta iniciativa constituye un recorrido de encuentro y coordinación entre movimientos que ya están de  trabajando por un Madrid agroecológico. Desde enero hasta abril de 2015 se van a realizar cuatro encuentros en los que se abordarán temas como el acceso, comercialización, transformación y consumo de alimentos agroecológicos.

Este proceso pretende concretar propuestas específicas y realizables a nivel autonómico para presentar a las distintas formaciones políticas, coincidiendo con las próximas elecciones municipales. Como explica Julia del Valle, Tangente tiene mucho que aportar: “El capital humano que tiene el grupo ofrece una visión más amplia al proceso. Nuestras entidades tienen amplia experiencia en campos que resultan muy útiles en este sector, como el asesoramiento a ayuntamientos, la formación específica en agroecología, el desarrollo de planes estratégicos o el apoyo y asesoramiento a entidades que comienzan su andadura en el ámbito de la agroecología”.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario